jueves, 6 de agosto de 2015

PENSAMIENTOS EN PALABRAS

Alguien me dijo un día: "no dejes de escribir en tu blog". No lo haré. Hace muchos años empecé a escribir en papel las cosas que me sucedían y no era capaz de expresar con palabras, aquellas que salen de la boca. Me sentaba y escribía lo que sentía, lo que me envenenaba, lo que mi mente pensaba y mi boca callaba. Han pasado los años y mi mente sigue creando pensamientos imposibles , palabras que no tienen definición, momentos que son indescriptibles...
Y encontré un día un espacio, un lugar donde era yo misma, en el cual las palabras brotaban a golpe de tecla. Y me gustó, y aquella verguenza de expresión, se volvió palabras mágicas que me devolvian a aquellos pensamientos de hace tantos años. Hoy me siento a hablar de mi vida con absoluta desverguenza, con la necesidad de sacar de dentro lo que ya no tiene cabida, aquello que dolería sobremanera conservarlo en un rinconcito del alma.
Hoy alguien me recordó que nada es eterno, que todo tiene una final, de una forma u otra el fondo existe. Triste, llorosa, incrédula, derrotada, desengañada, abandonada, traicionada en cierto modo, dolida por todos sus lados, herida en lo más hondo de sus sentimientos, vacía a la fuerza. Solo pude abrazarla, quizás necesitaba algo más, pero mi capacidad de comprensión se encuentra en estos momentos más que mermada. Amiga de los momentos más crueles, la llamada no esperada, un "cuenta conmigo" de situaciones que sobrepasan, una confesora de secretos inconfesable, un colchón en los sentimientos  más dolorosos. Y no pude más que abrazarla y asentir a sus dolores.
Y aquí estoy de nuevo escribiendo sobre lo que me remueve el alma, hoy por ella, hoy por su dolor.
He leido en algún lado "cuando una mujer se tiene a si misma..." y esta frase me ha recordado a tí, y a mi también, querida amiga. Cuando una mujer se tiene a si misma, tira hacia delante, se sostiene sola en el aire, respira sin necesidad de alientos ajenos, vive sintiendo realmente "su vida", crece en individualidad y en conciencia, piensa libremente sin condiciones ni paréntesis, sonríe sin compromisos...ya más adelante, te darás cuenta de lo que te digo...
Es tarde, voy a dejarme escurrir en el sueño. Buena noche.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada